Especialista explica cómo volver a la rutina posvacaciones

La llegada de marzo puede generar ansiedad y repercutir de diferentes maneras en el grupo familiar. Para enfrentar de la mejor forma esta etapa, la clave está en retomar actividades que ayuden a aporten tranquilidad.

Dejar atrás las vacaciones y sus días de distracción y descanso puede generar estrés, angustia e incluso insomnio. Por ello, los expertos consideran que éste es un proceso difícil, que necesita un periodo de adaptación, independiente si la persona es un adulto o un niño. Así lo explicó la coordinadora de la Unidad Clínica del Centro de Psicología Aplicada (CEPA) de la Universidad de Talca, Carla Mendoza Núñez, quien destacó que, “la mejor manera de enfrentar este proceso es generando rutinas que aporten un estado de calma”.
Junto con ello, la psicóloga explicó que “se debe tener en cuenta que este proceso de adaptación, no es igual para todas las personas y, por eso, es importante que cada familia arme su propia rutina y desde los niños hasta los adultos sepan cuál es la logística detrás de esa rutina, cuáles son los horarios y las tareas que cada uno va a tener”.
“Es súper importante que, al finalizar el día, puedan reunirse en un espacio sin distractores y conversar sobre cómo les fue, cuál fue la experiencia y las dificultades que tuvieron que afrontar”, añadió.
Al ser consultada sobre otros aspectos positivos de retomar la rutina, indicó que “reencontrarse con compañeros y amigos cara a cara va a traer una mejor gestión en las emociones y permitirá, sobre todo a los niños y adolescentes, practicar las habilidades sociales”.

Darse un respiro, descansar y dormir bien
No sólo retomar la rutina permite sobrellevar este proceso, también existen pequeñas estrategias que pueden ayudar, como es el caso de las actividades de ocio, recreación y físicas. “Siempre es importante cuidar la salud mental personal y familiar. El tiempo, el deporte y generar espacios donde cocinar en conjunto -por ejemplo- van a contribuir en este sentido”, planteó.
El descanso, es otro punto muy importante, aclaró la psicóloga. “Dormir las horas necesarias, en los horarios regulares es súper importante. Para eso, no debemos exponernos a pantallas una o dos horas antes ir a dormir y así tener un descanso reparador y afrontar el nuevo día de mejor manera”, precisó.
La especialista explicó que los beneficios de la práctica del yoga y las técnicas de respiración pueden ayudar en estos periodos, ya que, “aportan tranquilidad, bajando los niveles de cortisol, que es la hormona del estrés, y que finalmente no nos ayuda mucho en este proceso de adaptación.”

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *